Economía > Ciencias económicas

Economía del lado de la demanda

Escrito por Alejandro Borja y revisado por Xavier Tarrasó.

Alejandro Borja

Encargado de la Educación Financiera en Finantres

En Finantres apostamos por aportarte el mayor valor posible en todos nuestros contenidos, por eso estamos creando las mejores guías sobre economía e inversión.

En este caso, este artículo forma parte de la guía de ciencias económicas, que cuenta con 26 artículos. A la derecha de la pantalla o debajo (dependiendo de cuál sea tu dispositivo) tienes todos los artículos para poder ir de uno a otro. Espero que la disfrutes, pero sobre todo que te sea útil.

¿Qué es la economía de la demanda?

Los economistas keynesianos creen que la demanda de bienes y servicios es el principal motor de la actividad económica y de las fluctuaciones a corto plazo. Esta teoría se denomina a veces economía de la demanda.

Este punto de vista contrasta con la teoría económica clásica o economía de la oferta, que sostiene que la producción de bienes o servicios, es decir, la oferta, es lo más importante para el crecimiento económico.

Puntos clave

  • La economía de la demanda se refiere a la teoría de que la demanda de bienes y servicios es el motor de la actividad económica.
  • Una característica clave de la economía de la demanda es la demanda agregada.
  • El gobierno puede crear demanda de bienes y servicios cuando los ciudadanos y las empresas no pueden gastar dinero.
  • El economista John Maynard Keynes desarrolló sus teorías económicas durante la Gran Depresión de los años 30.
  • Keynes creía que el gobierno debía aumentar el gasto para estimular el gasto de los consumidores y las empresas durante una recesión.

Entender la economía desde el lado de la demanda

Keynes sostenía que el desempleo es el resultado de una demanda insuficiente de bienes. Durante la Gran Depresión, las fábricas estaban paradas. Debido a la falta de demanda de productos, las fábricas no necesitaban suficientes trabajadores.

Esta falta de demanda agregada contribuyó al desempleo y, en contra de las teorías económicas clásicas, la economía no pudo corregirse y volver al equilibrio.

Una de las principales características de la economía keynesiana o del lado de la demanda es el énfasis en la demanda agregada. La demanda agregada se compone de cuatro elementos: el consumo de bienes y servicios, la inversión industrial en bienes de capital, el gasto público en bienes y servicios públicos y las exportaciones netas.

Dentro del modelo de demanda, Keynes abogaba por la intervención del gobierno para superar las debilidades de la demanda a corto plazo, por ejemplo, durante una recesión o una crisis. Esto podría reducir el desempleo y estimular el crecimiento económico.

John Maynard Keynes

El economista John Maynard Keynes desarrolló sus teorías económicas en parte como respuesta a la Gran Depresión de la década de 1930, ya que antes de ese momento la teoría dominante era la clásica

Suponía que el equilibrio económico se produciría por sí mismo a lo largo del tiempo a través de las fuerzas del mercado de la oferta y la demanda.

Sin embargo, Keynes creía que la Gran Depresión y el desempleo generalizado de larga duración contradecían las teorías económicas clásicas. Sus teorías intentaban explicar por qué los mecanismos de libre mercado no podían restablecer el equilibrio en la economía.

El libro de Keynes La teoría general del empleo, el interés y el dinero fue escrito en 1936 y refleja su experiencia como testigo de la Gran Depresión. En este libro, rechaza la mencionada creencia de que una economía se recupera por sí sola durante una recesión. En cambio, cree que es necesaria la acción del gobierno. Debería intervenir aumentando el gasto y bajando los impuestos para impulsar el consumo.

Tipos de política económica del lado de la demanda

Gasto público

Cuando los demás componentes de la demanda agregada son estáticos, el gasto público puede ayudar. Cuando la gente tiene menos capacidad o voluntad de consumir y las empresas están menos dispuestas a contratar trabajadores e invertir en la construcción de nuevas instalaciones, el gobierno puede intervenir. Puede aumentar el gasto público para incrementar la demanda de bienes y servicios.

La economía keynesiana aboga por un elevado gasto público durante una recesión nacional para estimular la actividad económica. Poner más dinero en los bolsillos de las clases media y baja es más beneficioso para la economía que ahorrar o mantener el dinero en la cuenta de un rico.

Ampliación de la oferta monetaria

Los bancos centrales también pueden lograr este objetivo modificando los tipos de interés o vendiendo o comprando bonos del Estado. Este tipo de intervención forma parte de lo que se conoce como política monetaria. Estas medidas, como la modificación de los tipos de interés, pueden utilizarse para aumentar la oferta total de dinero en la economía o la velocidad de circulación del dinero en la economía.

Así, un aumento del flujo de dinero incrementa la velocidad del dinero en circulación o la frecuencia con la que se utiliza 1€ para comprar bienes y servicios producidos en el país. Un aumento de la velocidad del dinero en circulación significa que más personas consumen bienes y servicios, lo que contribuye a un aumento de la demanda agregada.

Ejemplo de política económica del lado de la demanda

La crisis financiera de 2008 hizo que el gobierno estadounidense adoptara políticas económicas del lado de la demanda. La administración Obama bajó los tipos de interés. También redujo los impuestos para la clase media. Puso en marcha un paquete de estímulo de 787.000 millones de euros. Además, la administración ha reformado el sector financiero de una manera que no se veía desde los días de Franklin Roosevelt en la década de 1930.

Preguntas frecuentes

John Maynard Keynes fue un economista inglés que se dio a conocer en la década de 1930 por su teoría macroeconómica de la economía de la demanda. Se conoció como economía keynesiana. Defendió una política de mayor gasto público y menores impuestos, que creía que estimularía la demanda de bienes y servicios durante la Gran Depresión.

La economía de la demanda es otro nombre para la teoría económica keynesiana. Afirma que la demanda de bienes y servicios es la fuerza que impulsa una actividad económica saludable.

La economía de la demanda sostiene que la demanda de bienes y servicios es el motor del crecimiento económico. La economía de la oferta (también conocida como teoría económica clásica) sostiene que la producción de bienes y servicios es el principal motor del crecimiento económico. La demanda se refiere al gasto en bienes y la oferta a la producción de los mismos.

En Finantres, promovemos la utilización de fuentes primarias entre nuestros redactores para respaldar sus trabajos. Estas fuentes incluyen documentos técnicos, datos gubernamentales, informes originales y entrevistas con expertos de la industria. Asimismo, hacemos referencia a investigaciones originales de otros editores reconocidos cuando resulta pertinente. Nuestra política editorial se centra en la producción de contenido preciso e imparcial.
 
Además, queremos ser 100% transparentes contigo y por eso hemos creado las siguientes páginas: