Diccionario financiero > Diccionario de Finanzas

¿Qué es la Contabilidad financiera?

Escrito por Xavier Tarrasó y revisado por Javier Borja

Definición

La «Contabilidad Financiera» es una disciplina esencial en el ámbito financiero que se encarga de registrar, clasificar y analizar las transacciones económicas de una entidad con el objetivo de generar información precisa y comprensible sobre su situación financiera. Este proceso implica la creación de informes financieros, como el balance general y el estado de resultados, que proporcionan una visión detallada de los activos, pasivos, ingresos y gastos de la entidad. La contabilidad financiera es crucial tanto para la toma de decisiones internas como para cumplir con requisitos regulatorios externos, ofreciendo una radiografía transparente y confiable de la salud financiera de una organización.
Alejandro Borja

Encargado de la Educación Financiera en Finantres

En Finantres escribimos nuestros contenidos por y para ti. Por eso nuestro diccionario es diferente a cualquiera que te vayas a encontrar en internet.

En todos nuestros términos tendrás siempre:

  • Una definición inicial.
  • Una explicación detallada.
  • Una explicación como si se lo estuviésemos explicando a un niño de 10 años.
  • Y una explicación final como si se lo estuviésemos explicando a un profesional del sector.

Es responsabilidad primordial de las empresas registradas revisar el rendimiento, el progreso y las necesidades de mejora de la empresa durante un ejercicio. Esto ayuda a la organización a evaluar la situación financiera general y a identificar y resolver los problemas a tiempo. Precisamente por eso la contabilidad desempeña un papel indispensable en el mantenimiento de los registros y estadísticas de las transacciones de una empresa cada año. Las declaraciones de gastos, la información de gestión y los informes deben archivarse rápidamente para evitar confusiones y esfuerzos innecesarios más adelante. El papel del contable financiero es crucial en esta documentación.

¿Qué es la contabilidad financiera?

La contabilidad financiera es el proceso de documentar, analizar e informar de todas las transacciones de una empresa u organización para evaluar la salud financiera y la estabilidad de la empresa. Hay una serie de directrices que deben seguirse según el Consejo de Normas de Contabilidad Financiera (FASB) de Estados Unidos. También se conocen como Principios Contables Generalmente Aceptados (PCGA). Se formularon para facilitar, hacer fiable y normalizar la contabilidad en las empresas.

Las transacciones se registran utilizando el método contable de partida doble, en el que un importe se registra dos veces como abono y una como adeudo. Supón que recibes un préstamo de 10.000 US€ de un banco. Este importe se abona en la cuenta y también se registra como pasivo. Esto da lugar a un saldo deudor y acreedor.

Tipos de estados financieros

Cuenta de pérdidas y ganancias

La cuenta de pérdidas y ganancias es un documento que muestra los ingresos, gastos, beneficios y pérdidas de las grandes empresas en un periodo determinado. Otros nombres de este documento son «cuenta de pérdidas y ganancias», «cuenta de resultados» y «cuenta de pérdidas y ganancias». Es importante para controlar el grado de crecimiento, analizar los altibajos de los datos y tomar medidas para corregirlos. La cuenta de resultados se utiliza internamente (entre directores, gerentes y empleados) y externamente (entre acreedores e inversores). El contenido de la cuenta incluye ingresos, gastos, ingresos totales y coste de las mercancías vendidas.

Balance

El balance sirve como prueba de la credibilidad de una empresa. El contenido del balance incluye el activo, el pasivo y los fondos propios. Los activos pueden ser circulantes o inmovilizados según su convertibilidad, materiales o inmateriales según su existencia y operativos o no operativos. Los ingresos pueden ser a corto o largo plazo. La diferencia entre ambas es que las primeras son a corto plazo, como los intereses y los préstamos, y las segundas son a largo plazo, como los impuestos y los bonos. Los fondos propios son los activos netos de una empresa procedentes de acciones e inversiones. Los fondos propios pueden ser positivos (cuando los activos superan a los pasivos) o negativos (cuando los pasivos superan a los activos).

Estado de flujo de caja

El estado de flujos de tesorería es un registro del efectivo, los saldos de caja y una indicación de los cambios en el activo, el pasivo o el patrimonio neto, si los hubiera. La declaración consta de tres partes: Actividades de Explotación, Actividades de Inversión y Actividades de Financiación.

El flujo de caja de las actividades de explotación incluye los salarios a pagar al personal, los intereses, los impuestos y las transacciones relacionadas.

El flujo de caja de las actividades de inversión incluye los registros de transacciones para la adquisición de activos o préstamos y las ganancias y pérdidas realizadas con fines de inversión.

El flujo de caja de las actividades de financiación muestra el reembolso de la deuda, la recompra de acciones, los fondos propios y los dividendos.

Estado de cambios en el patrimonio neto

Este documento se ha elaborado para ayudar a todos los accionistas e inversores a comprender y tomar decisiones sobre cualquier movimiento de acciones. La declaración incluye detalles del valor inicial y final del patrimonio neto y de los ingresos, dividendos y cambios en la propiedad y las cuentas que hayan intervenido. También se denomina «estado de cambios en el patrimonio neto».

Contabilidad financiera y de gestión

La contabilidad de gestión se utiliza para informar a los administradores, directivos y autoridades de una empresa sobre las operaciones cotidianas, las tendencias actuales y futuras del mercado, las hipótesis y los planes para el futuro. El público es interno. Sin embargo, la contabilidad financiera es una documentación de cada transacción para el público ajeno a la empresa, como competidores, inversores y banqueros. Hay directrices estrictas que deben seguirse según los PCGA, mientras que no hay directrices obligatorias para la contabilidad de gestión.

Tipos de contabilidad financiera

Hay dos tipos de contabilidad que debes conocer. La primera es la contabilidad de caja, en la que las transacciones solo se registran cuando se recibe dinero. No es posible saber si entretanto se han realizado ingresos o gastos. Este método solo es adecuado para las pequeñas empresas que no necesitan extractos bancarios, tienen pocas operaciones que registrar, un capital fijo limitado y pocos empleados. Aunque el método contable simple es fácil de llevar y transparente en cuanto al flujo de caja, se considera inexacto y no está reconocido por la Ley de Sociedades.

El segundo método es la contabilidad de ejercicio, que se basa en dos principios: el reconocimiento de ingresos y la conciliación de ingresos. Registra numéricamente cada transacción. Los ingresos devengados pero no percibidos se registran en la cuenta de activo, mientras que los gastos incurridos y los importes impagados se registran en la cuenta de pasivo. Es la forma de contabilidad más precisa y detallada que utilizan todas las empresas que operan a gran escala.

La importancia de la contabilidad financiera

  • La contabilidad financiera es importante para controlar y analizar el rendimiento y las transacciones de una empresa a lo largo de un periodo de tiempo.
  • Una contabilidad transparente y fiable es esencial para evaluar las políticas de gestión y preparar los presupuestos.
  • Permite elaborar informes comparativos para que las partes interesadas y los inversores puedan descifrar y utilizar los datos para tomar mejores decisiones en el futuro.
  • Aporta claridad en las comunicaciones internas y externas sobre las fuentes y objetivos de las finanzas corporativas.

¿Qué es mejor: la contabilidad de caja o la contabilidad de ejercicio?

La contabilidad de devengo es más precisa y detallada, mientras que la contabilidad de caja es sencilla pero poco detallada. A medida que la empresa crece, es aconsejable optar por la contabilidad de ejercicio.

¿Cuál es el alcance de la contabilidad financiera?

La contabilidad financiera es una parte indispensable de la auditoría empresarial. Toda empresa o negocio está obligado a presentar una declaración de la renta. Aportará sin duda más avances tecnológicos y analíticos en el campo de la contabilidad.

Preguntas frecuentes sobre la contabilidad financiera

¿Qué es la contabilidad financiera, definición y ejemplo?

La contabilidad financiera es el proceso de registrar, resumir e informar sobre las transacciones y las generaciones de ingresos y gastos durante un periodo de tiempo. Por ejemplo, los inversores o patrocinadores necesitan revisar un extracto bancario antes de manifestar su interés en invertir en la empresa. Por tanto, es importante analizar e informar sobre las operaciones comerciales para comprenderlas.

¿Cuáles son los principios de la contabilidad financiera?

Los principios de la contabilidad financiera son la objetividad, el registro de ingresos y gastos, la coherencia y la constancia.

¿Cuál es la diferencia entre la cuenta de pérdidas y ganancias y el balance?

La cuenta de resultados registra ingresos, gastos, ganancias y pérdidas, mientras que el balance registra activos, pasivos y patrimonio neto.

Explicación para que lo entienda un niño de 10 años

La «Contabilidad Financiera» es como llevar un diario mágico para las empresas. Imagina que tienes una tienda de dulces y cada vez que compras caramelos, vendes algo o pagas el alquiler, lo anotas en tu diario mágico. Luego, al final del mes, miras tu diario y puedes ver cuántos caramelos compraste, cuánto dinero ganaste y cuánto gastaste.
Eso es lo que hace la contabilidad financiera: ayuda a las empresas a anotar todo lo que compran, venden o gastan, ¡como si fuera un diario mágico de números!
De esta manera, los dueños de las tiendas pueden entender mejor cómo les está yendo y tomar decisiones sabias para que su tienda crezca y tenga muchos más caramelos para vender.

Explicación para un profesional del sector

La «Contabilidad Financiera» se erige como una disciplina vital en el ámbito de las finanzas, desempeñando un papel crucial en la gestión y presentación de información financiera de una entidad con el propósito de ofrecer una visión integral de su rendimiento económico. Este campo abarca un conjunto de principios y normativas que rigen la elaboración de estados financieros, como el balance general y el estado de resultados, que constituyen herramientas fundamentales para evaluar la posición económica y los resultados operativos de una organización.
Desde una perspectiva más técnica, la contabilidad financiera implica el registro sistemático y ordenado de todas las transacciones económicas de una entidad, clasificándolas en categorías específicas para facilitar su análisis y presentación. La aplicación de principios contables, como el principio de partida doble y el principio de realización, garantiza la integridad y la fiabilidad de la información contable generada.
El proceso contable abarca diversas etapas, desde la identificación y registro de las transacciones hasta la preparación de informes financieros que reflejen la posición financiera y el desempeño económico de la entidad en un periodo determinado. Dichos informes son cruciales tanto para la toma de decisiones internas por parte de la dirección de la empresa como para cumplir con obligaciones regulatorias y proporcionar información a los inversionistas y otras partes interesadas.
La contabilidad financiera, al ser una disciplina especializada, implica el manejo de términos y conceptos técnicos, como amortización, depreciación, y ajustes contables, que contribuyen a la precisión y exactitud de la información contable. Estos términos, aunque pueden resultar complejos al principio, son esenciales para comprender el impacto financiero de ciertas transacciones y eventos en los estados financieros.
Un elemento distintivo de la contabilidad financiera es su orientación hacia la presentación de información de manera objetiva y veraz, siguiendo normativas contables reconocidas a nivel internacional, como las Normas Internacionales de Información Financiera (NIIF) o los Principios de Contabilidad Generalmente Aceptados (PCGA). Esta estandarización facilita la comparación de estados financieros entre distintas entidades y mejora la transparencia y la confiabilidad de la información contable.
En conclusión, la contabilidad financiera se consolida como un pilar fundamental en la toma de decisiones empresariales y en la comunicación de información financiera relevante para las partes interesadas. Su aplicación implica el dominio de una terminología específica y la comprensión profunda de los principios contables, permitiendo la generación de informes financieros que sirven como herramientas cruciales para evaluar el desempeño económico y la posición financiera de una entidad en el complejo entorno empresarial.
En Finantres, promovemos la utilización de fuentes primarias entre nuestros redactores para respaldar sus trabajos. Estas fuentes incluyen documentos técnicos, datos gubernamentales, informes originales y entrevistas con expertos de la industria. Asimismo, hacemos referencia a investigaciones originales de otros editores reconocidos cuando resulta pertinente. Nuestra política editorial se centra en la producción de contenido preciso e imparcial.
 
Fuentes principales del diccionario de finanzas:

Ver más entradas de la misma categoría