Diccionario financiero > Diccionario de Finanzas

¿Qué son los Gastos generales?

Escrito por Xavier Tarrasó y revisado por Javier Borja

Definición

Los gastos generales, en el ámbito financiero, se refieren a los costos asociados con la operación diaria y el funcionamiento de una empresa u organización. Estos gastos comprenden una variedad de elementos que no están directamente vinculados a la producción de bienes o servicios específicos, sino que respaldan las actividades generales de la entidad. Incluyen costos como el alquiler de instalaciones, servicios públicos, salarios y beneficios del personal administrativo, suministros de oficina y otros gastos generales necesarios para mantener la infraestructura y la eficiencia operativa de la organización. La gestión efectiva de los gastos generales es esencial para garantizar la rentabilidad y la sostenibilidad financiera a largo plazo de una entidad.
Alejandro Borja

Encargado de la Educación Financiera en Finantres

En Finantres escribimos nuestros contenidos por y para ti. Por eso nuestro diccionario es diferente a cualquiera que te vayas a encontrar en internet.

En todos nuestros términos tendrás siempre:

  • Una definición inicial.
  • Una explicación detallada.
  • Una explicación como si se lo estuviésemos explicando a un niño de 10 años.
  • Y una explicación final como si se lo estuviésemos explicando a un profesional del sector.

ENTENDER LOS GASTOS GENERALES

  • Una empresa debe pagar sus gastos generales independientemente de sus beneficios o de la cantidad de productos que venda.
  • Calcular los gastos generales de una empresa es necesario para determinar su beneficio neto (también conocido como «cuenta de resultados»).
  • Los gastos generales suelen ser fijos, pero también pueden ser variables o parcialmente variables.
  • Un ejemplo de gastos generales variables sería la factura de la electricidad. La factura de electricidad puede ser más alta en un mes en el que la producción haya sido mayor.
  • Los gastos generales son fijos, pero también pueden asignarse a la producción. Si una empresa tiene que pagar alquiler tanto por su unidad de producción como por sus oficinas, el alquiler pagado por la unidad de producción puede asignarse a la producción.

EJEMPLOS DE GASTOS GENERALES

Alquiler – Costes de mantenimiento de oficinas e instalaciones de producción.

Servicios públicos – Los servicios públicos incluyen las facturas de electricidad, agua y gas, internet y teléfono.

Seguros – Una empresa o negocio puede tener distintos tipos de seguros en función de su naturaleza. Toda empresa suele tener un seguro básico que protege los bienes de la empresa contra incendios, inundaciones y robos. Además, una empresa puede tener un seguro médico para sus empleados y también puede asegurar los vehículos propiedad de la empresa.

Gastos administrativos – Los gastos administrativos suelen considerarse los gastos generales más caros e incluyen gastos legales como la contratación de un auditor externo, el pago del material de oficina necesario y los honorarios del personal de oficina.

Beneficios para los empleados – Algunas empresas de éxito y grandes corporaciones ofrecen beneficios adicionales a sus empleados que crean un ambiente de trabajo agradable, pero que no afectan directamente a la producción ni a la facturación. Entre ellas se incluyen el suministro de aperitivos y café, la organización de salidas de empresa y la puesta a disposición de coches de empresa.

TIPOS DE GASTOS GENERALES

Los gastos generales pueden clasificarse en categorías muy diferentes según la empresa. En cualquier empresa suele haber gastos generales y administrativos, como el coste de contratar contables, abogados, auditorías y mantenimiento de oficinas. Los gastos generales de venta incluyen los costes de comercialización del producto, como el coste de la publicidad, tanto en televisión como en medios impresos.

Otras categorías incluyen los gastos generales de investigación, mantenimiento, transporte y fabricación.

Preguntas frecuentes sobre los gastos generales

¿Qué son los gastos generales?

Los gastos que no están directamente relacionados con la producción o las ventas, pero que siguen siendo necesarios para el buen funcionamiento de la empresa, se denominan gastos generales.

¿Cuáles son algunos ejemplos de gastos generales?

Los gastos generales incluyen el alquiler y los gastos corrientes (como agua, electricidad, etc.), así como los gastos legales y administrativos.

¿Por qué los gastos generales son un elemento importante de la planificación financiera de una empresa?

El concepto de gastos generales facilita el cálculo del coste del producto o servicio de una empresa para obtener beneficios suficientes.

Explicación para que lo entienda un niño de 10 años

Los gastos generales son como los costos que tiene una empresa para funcionar todos los días. Piensa en ello como los gastos de una casa, como pagar la electricidad, el agua, el alquiler y otras cosas que necesitas para que todo funcione correctamente.
Para una empresa, estos gastos incluyen cosas como pagar el lugar donde trabajan, darle sueldo a las personas que ayudan a que todo marche bien, comprar papel y lápices, y más. Son como los gastos generales que tiene una empresa para estar abierta y funcionando.
Así como en casa necesitas dinero para mantener las luces encendidas y el agua corriendo, las empresas también necesitan dinero para cubrir estos gastos generales y seguir trabajando.

Explicación para un profesional del sector

Los gastos generales, desde una perspectiva financiera en el contexto empresarial, representan una categoría de costos que abarcan una serie de desembolsos necesarios para el funcionamiento cotidiano y la administración eficiente de una organización. Este término se refiere a los diversos elementos de gastos que no están directamente relacionados con la producción o fabricación de bienes o servicios específicos, sino que constituyen una infraestructura esencial para el desarrollo y sostenibilidad operativa de la entidad. La gestión de estos gastos generales implica una comprensión detallada de los diversos componentes que los conforman, así como la implementación de estrategias eficaces para optimizar su impacto en la rentabilidad global de la empresa.
Entre los principales componentes de los gastos generales se incluyen el alquiler de instalaciones, que constituye uno de los desembolsos más significativos para muchas organizaciones. Este aspecto se asocia con el costo de mantener un espacio físico para las operaciones, ya sea una oficina, un almacén o una planta de producción. Además, se deben considerar los gastos relacionados con servicios públicos, como electricidad, agua y servicios de comunicación, que son fundamentales para el funcionamiento continuo y eficiente de la entidad.
Los salarios y beneficios del personal administrativo también forman parte integral de los gastos generales. Esto incluye la compensación económica y los beneficios asociados con el personal que desempeña funciones no directamente ligadas a la producción, como los empleados en departamentos administrativos, recursos humanos, y otros roles de apoyo que contribuyen al buen funcionamiento de la organización. La correcta administración de estos recursos humanos se convierte en un elemento esencial para el éxito y eficiencia operativa de la entidad.
Los suministros de oficina y materiales consumibles también constituyen una categoría de gastos generales. Estos pueden incluir desde papel y lápices hasta productos de limpieza y otros insumos necesarios para mantener un entorno de trabajo funcional y productivo. La adquisición y gestión eficiente de estos suministros contribuye a la optimización de costos y a la sostenibilidad operativa a largo plazo.
Es crucial destacar que la gestión de los gastos generales implica una evaluación constante de las necesidades operativas y una adaptación ágil a las condiciones cambiantes del entorno empresarial. En entidades más grandes, esta tarea recae en el ámbito de la contabilidad y la gestión financiera, donde se utilizan herramientas como presupuestos y análisis de costos para garantizar una administración eficaz de los recursos.
En resumen, los gastos generales representan una categoría crítica de costos en la gestión financiera empresarial, abarcando una gama diversa de desembolsos esenciales para la operación diaria y la infraestructura de una organización. La comprensión detallada de estos componentes y su gestión eficiente son aspectos fundamentales para la toma de decisiones estratégicas y el logro de la rentabilidad a largo plazo en un entorno empresarial dinámico.
En Finantres, promovemos la utilización de fuentes primarias entre nuestros redactores para respaldar sus trabajos. Estas fuentes incluyen documentos técnicos, datos gubernamentales, informes originales y entrevistas con expertos de la industria. Asimismo, hacemos referencia a investigaciones originales de otros editores reconocidos cuando resulta pertinente. Nuestra política editorial se centra en la producción de contenido preciso e imparcial.
 
Fuentes principales del diccionario de finanzas:

Ver más entradas de la misma categoría