Diccionario financiero > Diccionario de economía

¿Qué es la Pobreza?

Escrito por Xavier Tarrasó y revisado por Javier Borja

Definición

La pobreza, en el contexto económico, se refiere a la condición en la cual individuos o comunidades carecen de los recursos económicos, sociales y materiales necesarios para disfrutar de un nivel de vida básico y digno. Este fenómeno abarca la insuficiencia de ingresos, la falta de acceso a servicios fundamentales como educación y atención médica, así como la exclusión social. La medición de la pobreza se realiza a través de indicadores que evalúan el poder adquisitivo, las condiciones de vivienda y otros elementos esenciales para garantizar el bienestar de las personas. La lucha contra la pobreza implica intervenciones económicas y sociales que buscan mejorar las oportunidades y condiciones de vida de quienes se encuentran en situación de vulnerabilidad económica.
Alejandro Borja

Encargado de la Educación Financiera en Finantres

En Finantres escribimos nuestros contenidos por y para ti. Por eso nuestro diccionario es diferente a cualquiera que te vayas a encontrar en internet.

En todos nuestros términos tendrás siempre:

  • Una definición inicial.
  • Una explicación detallada.
  • Una explicación como si se lo estuviésemos explicando a un niño de 10 años.
  • Y una explicación final como si se lo estuviésemos explicando a un profesional del sector.

La pobreza es una condición o situación en la que una persona o un grupo de personas no tienen suficiente dinero o las cosas básicas que necesitan para vivir. Pobreza significa que una persona no gana suficiente dinero con su trabajo para cubrir sus necesidades básicas. Las personas y familias pobres pueden carecer de un buen lugar donde vivir, agua limpia, alimentos sanos o atención médica. Cada país puede aplicar sus propias normas para determinar cuántas personas son pobres.

La pobreza en el mundo

Desde la Revolución Industrial, la pobreza ha disminuido en los países ricos. A medida que aumentaba la producción, bajaban los precios, lo que hacía que los productos fueran más asequibles. Al mismo tiempo, las innovaciones en la agricultura aumentaron el rendimiento de los cultivos y la producción de alimentos.

Aun así, muchas personas de todo el mundo luchan por llegar a fin de mes. Según el Banco Mundial, alrededor del 10 % de la población mundial, es decir, 711 millones de personas, vivirá en la pobreza extrema en 2021. Esto significa que tendrán que arreglárselas con menos de 1,90 euros al día.

Entre las características comunes de las personas que viven en la pobreza extrema se incluyen.

  • Poca o ninguna escolarización
  • Menores de 18 años
  • Empleo en agricultura y ganadería

Los índices de pobreza son datos importantes que los inversores globales deben vigilar, ya que unos índices de pobreza elevados suelen indicar problemas más graves en un país.

Pobreza y juventud

Los niños sufren mucho a causa de la pobreza. La mayoría de los niños que crecen en la pobreza tienen problemas de salud graves y recurrentes. Los bebés nacidos en la pobreza tienen más probabilidades de tener bajo peso al nacer, lo que puede provocar problemas físicos y mentales.

En algunos países pobres, un bebé nacido en la pobreza tiene nueve veces más probabilidades de morir en el primer mes de vida que en un país rico. Los que sobreviven pueden tener problemas de audición y visión.

Los niños que viven en la pobreza tienen más probabilidades de enfermar y faltar a la escuela, y sus hogares son más propensos al estrés. Los niños se ven más afectados por la falta de vivienda que los adultos, porque a menudo no tienen acceso a atención sanitaria ni a alimentos suficientes, lo que les ocasiona problemas de salud.

Las causas de la pobreza

Muchas personas siguen sin tener acceso a una buena educación, atención sanitaria, electricidad, agua potable y otros servicios básicos. A menudo se debe a su origen social, género, raza o lugar de residencia. Los que consiguen salir de la pobreza suelen cosechar solo ganancias a corto plazo. Las crisis económicas, la inseguridad alimentaria y el cambio climático pueden hacer que pierdan todo lo ganado y vuelvan a caer en la pobreza.

La pobreza es difícil de superar y a menudo se transmite de una generación a otra. Normalmente, la pobreza conduce al consumo de drogas y alcohol, a un acceso limitado a la educación, a viviendas y condiciones de vida deficientes y a un aumento de las enfermedades. A medida que aumenta la desigualdad, la pobreza puede exacerbar las tensiones en la sociedad. Cuando la gente es pobre, estos problemas suelen provocar un aumento de la delincuencia.

Preguntas frecuentes sobre la pobreza

¿Qué hace que la gente sea pobre?

La pobreza suele estar influida por la raza, el sexo, la situación socioeconómica y el lugar de residencia de una persona. Otras personas pueden caer en la pobreza debido a malas condiciones económicas, catástrofes naturales, aumento del coste de la vida, abuso de sustancias, depresión o problemas de salud mental.

¿Por qué importa que la gente sea pobre?

La pobreza es mucho más que no tener suficiente dinero y recursos productivos para ganarse la vida. Los síntomas incluyen:

  • Hambre y malnutrición.
  • Prejuicios y exclusión social.
  • No poder participar en la toma de decisiones.

¿Qué ocurre cuando la gente es pobre?

La pobreza se asocia a cosas malas, como viviendas precarias, falta de vivienda, falta de alimentos, falta de acceso a la atención sanitaria, vivir en barrios inseguros y no tener suficiente dinero para la escuela. Todas estas cosas perjudican a los niños de nuestro país.

¿Por qué es tan importante erradicar la pobreza?

La pobreza está relacionada con muchos problemas de salud, como enfermedades cardiacas, diabetes, hipertensión, cáncer, mortalidad infantil, enfermedades mentales, desnutrición, intoxicación por plomo, asma y problemas dentales.

¿Por qué es tan difícil salir de la pobreza?

La pobreza no es solo falta de recursos económicos, sino también falta de esperanza. Los pobres suelen sentirse impotentes para cambiar su situación. Pueden sentirse aislados del resto de la sociedad. Para salir de la pobreza, necesitas un plan para tus finanzas, una actitud positiva y la voluntad de pedir ayuda.

Explicación para que lo entienda un niño de 10 años

Imagina que la economía es como un gran juego en el que todos participamos. Ahora, la pobreza es cuando algunas personas no tienen suficientes fichas para jugar y disfrutar del juego como deberían. Les faltan cosas importantes como juguetes, comida, o hasta una casa cómoda.
Pero aquí viene la parte interesante: podemos ayudar a esas personas a obtener más fichas para que el juego sea más justo y todos podamos divertirnos por igual. Algunos expertos en el juego (llamémoslos «amigos solidarios») trabajan para idear maneras de compartir fichas y hacer que todos tengan lo que necesitan para disfrutar del juego de la vida.
Entonces, cuando hablamos de pobreza, nos referimos a ayudar a esos amigos que necesitan más fichas para jugar, ¡y todos juntos hacemos que el juego sea mucho mejor para todos! ¿Suena divertido, verdad? ¡Así es como trabajamos juntos para que todos podamos ganar en este gran juego de la vida!

Explicación para un profesional del sector

La pobreza, en el ámbito económico, es un fenómeno multidimensional que transcurre en el escenario macroeconómico de una sociedad. Esta condición, a menudo esbozada en términos monetarios, refleja una disparidad profunda en la distribución de recursos y acceso a oportunidades entre distintos estratos sociales. En este compás, debemos abordar la pobreza como una suerte de desequilibrio estructural que impacta de manera significativa en la calidad de vida de ciertos sectores poblacionales.
El paradigma tradicional de la pobreza se ha desplazado hacia una perspectiva más holística, incorporando indicadores cualitativos que abarcan aspectos como la educación, salud, y acceso a servicios básicos. Así, la pobreza se revela como un tejido intrincado de carencias interrelacionadas, donde la privación material solo representa una vertiente de un problema social más amplio.
En el ámbito macroeconómico, los especialistas emplean un abanico diverso de herramientas analíticas para desentrañar las complejidades de la pobreza. Indicadores como el Índice de Desarrollo Humano (IDH) emergen como faros en la oscuridad, iluminando la interconexión entre ingresos, educación y salud. Estos constructos conceptuales sirven como pilares para la formulación de estrategias que buscan mitigar los efectos de la pobreza y propiciar un desarrollo inclusivo.
El espectro de la pobreza no solo se manifiesta en el presente, sino que proyecta sus sombras hacia el futuro. La pobreza infantil, por ejemplo, constituye una preocupación crítica que demanda atención particular. Expertos en el campo enfocan sus investigaciones en comprender las raíces de la pobreza intergeneracional, analizando patrones estructurales que perpetúan la desigualdad desde una generación a la siguiente.
El papel de la globalización y las dinámicas del mercado también se insertan en este análisis, revelando cómo factores macroeconómicos pueden exacerbar o atenuar los índices de pobreza. Estrategias de desarrollo sostenible, formuladas por organismos internacionales, buscan crear un entorno propicio para la erradicación de la pobreza, reconociendo la necesidad de abordar aspectos económicos, sociales y ambientales de manera integral.
En el crisol de la economía contemporánea, la pobreza se posiciona como un fenómeno en constante metamorfosis, desafiando las soluciones unidimensionales. Analizar este complejo entramado requiere de una mirada crítica y profunda que trascienda los límites convencionales, entendiendo que la pobreza no es solo un indicador económico, sino un símbolo de las inequidades sistémicas que impactan la experiencia humana en su totalidad. En esta búsqueda de soluciones, el enfoque colaborativo entre gobiernos, instituciones, y la sociedad civil se configura como la clave para tejer un tapiz más equitativo y justo.
En Finantres, promovemos la utilización de fuentes primarias entre nuestros redactores para respaldar sus trabajos. Estas fuentes incluyen documentos técnicos, datos gubernamentales, informes originales y entrevistas con expertos de la industria. Asimismo, hacemos referencia a investigaciones originales de otros editores reconocidos cuando resulta pertinente. Nuestra política editorial se centra en la producción de contenido preciso e imparcial.
 
Fuentes principales del diccionario de economía: