Diccionario financiero > Diccionario de economía

¿Qué es el Riesgo moral?

Escrito por Xavier Tarrasó y revisado por Javier Borja

Definición

El riesgo moral, en el contexto económico, alude a la situación en la que una de las partes involucradas en una transacción asume comportamientos más arriesgados o perjudiciales debido a la presencia de un seguro o garantía que mitiga las consecuencias negativas. Este fenómeno surge cuando una entidad, al saber que está protegida contra pérdidas potenciales, se ve tentada a asumir mayores riesgos de los que tomaría en ausencia de esa protección. Esencialmente, el riesgo moral introduce distorsiones en el comportamiento económico al debilitar los incentivos para la prudencia y la gestión responsable de riesgos, generando así desafíos en la asignación eficiente de recursos y la estabilidad del sistema financiero.
Alejandro Borja

Encargado de la Educación Financiera en Finantres

En Finantres escribimos nuestros contenidos por y para ti. Por eso nuestro diccionario es diferente a cualquiera que te vayas a encontrar en internet.

En todos nuestros términos tendrás siempre:

  • Una definición inicial.
  • Una explicación detallada.
  • Una explicación como si se lo estuviésemos explicando a un niño de 10 años.
  • Y una explicación final como si se lo estuviésemos explicando a un profesional del sector.

Descripción: En un mercado financiero, existe el riesgo de que el prestatario realice actividades indeseables desde la perspectiva del prestamista, porque reducen la probabilidad de que devuelva el préstamo.

Esto ocurre cuando el prestatario sabe que otra persona pagará por su error. Esto hace que sus acciones sean aún más arriesgadas. Este concepto económico se conoce como riesgo moral.

Ejemplo: No has asegurado tu casa contra daños futuros. Esto significa que en caso de accidente, como un incendio o un robo, tendrás que pagar todos los daños. Por lo tanto, tienes que tener mucho cuidado. Instala alarmas de alta tecnología y contrata guardias de seguridad para evitar imprevistos.

Pero si tu casa está asegurada por su valor total, no perderás mucho si ocurre algo. Por tanto, tienes menos incentivos para protegerte de un percance. En este caso, es la compañía de seguros la que soporta las pérdidas, y surge el problema del riesgo moral.

Explicación para que lo entienda un niño de 10 años

Imagina el riesgo moral como si fuera un superhéroe que tiene un escudo mágico. Este escudo lo protege de las consecuencias de sus acciones, como si fuera invulnerable. Ahora, el problema es que, sabiendo que nada malo le puede pasar, este superhéroe podría comenzar a hacer cosas arriesgadas o irresponsables, ¡como saltar desde edificios altos o pelear con villanos muy poderosos!
En el mundo económico, esto es similar. Cuando las personas o empresas tienen algo como un «escudo mágico financiero» que los protege de perder dinero, podrían empezar a tomar decisiones más arriesgadas de lo normal. En lugar de ser cautelosos, como deberían ser, pueden volverse más aventureros sabiendo que, de alguna manera, están protegidos. Pero, al igual que en las historias de superhéroes, este comportamiento puede causar problemas y desequilibrios en la economía.
Entender el riesgo moral es como aprender a usar los superpoderes financieros de manera responsable para que todos podamos vivir en un mundo económico más equilibrado y seguro. ¡Así que todos podemos ser héroes económicos!

Explicación para un profesional del sector

En la vasta disciplina económica, nos adentramos hoy en el intrigante concepto conocido como «riesgo moral». Este principio, cuyos matices y sutilezas son esenciales para comprender las complejidades de la toma de decisiones en el ámbito financiero, se despliega como una tela de araña en la vasta red de relaciones económicas. Profundicemos en sus meandros con la perspicacia que demanda una audiencia académica de nivel avanzado.
En el epicentro de este concepto yace la noción de un «escudo protector» que envuelve a los agentes económicos, brindándoles cierta inmunidad ante las consecuencias adversas de sus acciones. Esta analogía nos lleva a contemplar la paradoja inherente: la posesión de tal protección puede, irónicamente, inducir a comportamientos más riesgosos. Así, el individuo o la entidad, al sentirse respaldados por esta suerte de barrera financiera, podría involucrarse en actividades que, de otro modo, evitaría por prudencia.
Es en la esfera de la banca y las instituciones financieras donde el riesgo moral se manifiesta con mayor claridad. La garantía implícita de un rescate gubernamental en caso de colapso puede incentivar a estas entidades a adoptar estrategias más agresivas o a asumir riesgos excesivos, confiando en que la red de seguridad estatal mitigará las posibles pérdidas.
Adentrándonos en la teoría de juegos económicos, observamos cómo el riesgo moral emerge como un jugador silencioso pero influyente. Las asimetrías de información entre prestamistas y prestatarios pueden avivar el fenómeno, ya que el prestamista, sabiendo que la entidad prestataria goza de cierta inmunidad, podría relajar los controles y supervisión, creando así una dinámica de riesgo moral.
Históricamente, ejemplos notables de riesgo moral se han registrado en contextos de rescates financieros, donde la intervención estatal ha generado la percepción de que ciertos actores económicos están exentos de afrontar las consecuencias de sus elecciones arriesgadas.
Este fenómeno no solo afecta al sector financiero, sino que permea diversas esferas de la economía, desde la asunción de riesgos ambientales hasta las políticas de seguros. En un sentido más amplio, entender el riesgo moral implica desentrañar las complejidades del comportamiento humano ante la certeza percibida de protección contra las pérdidas.
En el vasto tejido de la economía global, el riesgo moral se erige como una variable que, cuando no se aborda con precaución, puede distorsionar las decisiones económicas y perpetuar ciclos de comportamiento riesgoso. La academia económica continúa explorando vías para atenuar este fenómeno y fortalecer las bases de una toma de decisiones más informada y equitativa.
En conclusión, este análisis del riesgo moral, desplegado con rigurosidad académica, busca iluminar las complejidades que subyacen en las interacciones económicas. La comprensión detallada de este fenómeno proporciona las herramientas conceptuales necesarias para abordar sus implicaciones prácticas y, en última instancia, contribuir al enriquecimiento del discurso económico contemporáneo.
En Finantres, promovemos la utilización de fuentes primarias entre nuestros redactores para respaldar sus trabajos. Estas fuentes incluyen documentos técnicos, datos gubernamentales, informes originales y entrevistas con expertos de la industria. Asimismo, hacemos referencia a investigaciones originales de otros editores reconocidos cuando resulta pertinente. Nuestra política editorial se centra en la producción de contenido preciso e imparcial.
 
Fuentes principales del diccionario de economía: